PALESTINA :
Un cámara graba el disparo que acabó con él

El pasado miércoles 16 de abril
moría en Gaza el camarógrafo palestino
Fadel Oda Shana, de 23
años, mientras grababa imágenes
de un tanque israelí. El joven palestino,
que trabajaba para la agencia
de noticias Reuters, grabó el
momento del disparo del tanque
que le provocó la muerte. En el ataque
murieron también cinco personas
más, entre ellas dos adolescentes
de 16 y 17 años, y varias personas
fueron gravemente heridas.
Las imágenes difundidas revelan

01/05/08 · 0:00

El pasado miércoles 16 de abril
moría en Gaza el camarógrafo palestino
Fadel Oda Shana, de 23
años, mientras grababa imágenes
de un tanque israelí. El joven palestino,
que trabajaba para la agencia
de noticias Reuters, grabó el
momento del disparo del tanque
que le provocó la muerte. En el ataque
murieron también cinco personas
más, entre ellas dos adolescentes
de 16 y 17 años, y varias personas
fueron gravemente heridas.
Las imágenes difundidas revelan
que tras el disparo de artillería hubo
una segunda explosión del proyectil
en su trayectoria. La segunda explosión
es propia de las armas de fragmentación
que utiliza el Ejército israelí,
ilegales según la legislación internacional,
pero que Israel permite
para la munición de sus tanques.

Este tipo de munición de artillería
no selecciona objetivos al generar
un arco de dardos de 300 metros de
largo por 90 de ancho. Mark Regev,
portavoz del primer ministro israelí
Ehud Olmert, considera sin embargo,
que: “En nuestras operaciones
intentamos ser tan quirúrgicos como
sea posible y hacemos todos los
esfuerzos para que la gente inocente
no se vea atrapada en la lucha”.
Según diversas fuentes, en el momento
del ataque no había actividad
de milicianos palestinos en los
alrededores y el coche que llevaba
el equipo de informadores estaba
claramente identificado con grandes
carteles con las palabras “TV”
y “Press”. Joe Stork, director de
Human Rigths Watch, declaró que
la investigación realizada por la
organización muestra que “los soldados
de un tanque israelí dispararon
imprudente o deliberadamente
al equipo del trabajador de
prensa”. Incluso Reporteros Sin
Fronteras, tras un blando comunicado,
en una segunda nota dio verosimilitud
a esta hipótesis y ha pedido
que, en esta ocasión, la jerarquía
militar israelí no exonere, como
en anteriores casos, a los “autores
del disparo”.

El responsable de la agencia
británica Reuters, que mantiene a
70 trabajadores en Palestina, reclamó
igualmente una investigación
y recordó que “todos los gobiernos
y organizaciones tienen
la responsabilidad de garantizar
con mucho rigor la protección de
los profesionales que tratan de
hacer su trabajo”.

Tanto el portavoz de Hamás como
el de Al-Fatah coincidieron en
valorar este asunto como un “asesinato
de la verdad”. El Sindicato de
Periodistas Palestinos convocó una
manifestación el jueves siguiente
contra los asesinatos de periodistas.
Diversas fuentes apuntan a que
son nueve los periodistas fallecidos
a manos del Ejército israelí desde
el año 2000, pero quizás el dato
más escalofriante es que 170 han
resultado heridos, entre ellos el
propio Shanan, que recibió el impacto
de una bala en 2006.

+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

0

separador

Tienda El Salto