Elecciones 26J
Las comunidades donde sí hubo 'sorpasso'

A pesar de los malos resultados de la coalición Unidos Podemos, el sorpasso al PSOE sí se ha producido en varias comunidades autónomas.

27/06/16 · 0:10

El esperado sorpasso de la coalición de Unidos Podemos al PSOE no se ha producido, y la formación morada, frente a lo previsto por las últimas encuestas y sondeos a pie de urna, ha quedado por detrás de los partidos del bipartidismo. Ni siquiera el golpe de efecto que buscaba la unión entre la formación liderada por Pablo Iglesias y la dirigida por Alberto Garzón ha logrado atraer el voto del cambio, y en algunas circunscripciones ha perdido miles de votos.

Sin embargo, el sorpasso de la coalición al partido de Pedro Sánchez se ha producido o mantenido en varias comunidades autónomas. En dos de ellas, Unidos Podemos se convierte no sólo en la fuerza más votada, sino también en la que obtiene un mayor número de diputados a pesar de un aumento de la abstención de un 3% en ambas: País Vasco y Cataluña.

País Vasco: ya en diciembre de 2015 Podemos ganó en número de votos al Partido Nacionalista Vasco (317.674 frente a 302.316), pero quedaba en segundo lugar en número de diputados (cinco escaños frente a seis). En esta ocasión se ha producido un sorpasso en todos los sentidos al partido que tradicionalmente ha sido el más votado en la Comunidad Autónoma Vasca. Unidos Podemos arrebata el primer puesto al PNV tanto en votos como en número de diputados, con seis escaños frente a cinco. En mayo, la formación de Pablo Iglesias, como parte de su estrategia electoral y buscando una imagen que lo aleje de los nacionalismos, se negó a ir en coalición con la formación abertzale Bildu porque “nosotros no somos nacionalistas”, según dijo Pablo Iglesias. Con un 99,19% de los votos escrutados, Bildu perdía 30.000 votos, aunque mantiene los dos diputados con los que se quedó en las anteriores elecciones.

Cataluña: A pesar de perder 130.000 votos en comparación con las últimas elecciones, En Comú Podem vuelve a quedar en primera posición en Catalunya con un 24,49% de los votos y 12 diputados. El PSOE baja una posición, del tercer al cuarto lugar, con respecto a los anteriores comicios, ya que pasa de ocho a siete escaños y pierde otros 62.000 votos. Sin embargo, el PP recupera posiciones al aumentar 15.000 votos y pasa del sexto al quinto lugar.

Navarra: si en diciembre de 2015 Podemos ya sobrepasaba al PSOE en la comunidad navarra tanto en número de votos (81.000 frente a 54.856) como de diputados (dos frente a uno), los resultados de los comicios del 26J son prácticamente el resultado de la suma de los votos de Podemos e Izquierda Unida-Unidad Popular en las anteriores elecciones. La coalición obtiene 94.177 votos, un 28,31%, pero mantiene el número de diputados. El reparto de escaños es igual al de las elecciones del 20D: 2 para UPN-PP, 2 para Unidad Popular y 1 para el PSOE.

Manteniendo la misma estrategia que en el País Vasco, la dirección estatal de Podemos rechazó cualquier pacto de cara a las elecciones con los partidos abertzales Bildu y Geroa Bai, lo que provocó tensiones entre la dirección estatal y Podemos Navarra, que gobierna en esa comunidad en un cuatripartito junto a Bildu y Geroa Bai y que era partidaria de una coalición con estas formaciones. Mientras que Bildu apenas pierde 3.000 votos, Geroa Bai, la formación de la presidenta navarra, Uxue Barkos, se da un batacazo al caer desde los 30.642 sufragios a los 14.247.
 

Madrid: En la Comunidad de Madrid se mantiene el sorpasso que ya se había producido en las elecciones generales del 20 de diciembre, cuando el PSOE no sólo fue adelantado por Podemos, sino también por Ciudadanos. Sin embargo, los resultados de Unidad Popular el 26J muestran un claro retroceso. Si en el 20D Podemos por sí sola lograba 116.829 votos, mientras que Izquierda Unida-Unidad Popular obtenía 190.193 sufragios, en esta ocasión la unión de ambas consigue peores resultados: tan sólo 710.061. Queda en segundo lugar tras el PP.

Baleares: también se refuerza ligeramente el sorpasso al PSOE en las Baleares, donde Unidos Podemos logra el segundo lugar con un 25% de los votos, frente al 20% de los de la formación socialdemócrata. Sin embargo, la unión de Podemos con Izquierda Unida-Unidad Popular y con la candidatura ciudadana Més no ha logrado sumar ni de lejos los votos que todas estas formaciones habían logrado por separado en las últimas elecciones. Entre todas, han obtenido 116.829 votos, mientras que en diciembre sumaban 156.956 sufragios.
 

Valencia: la unión de Podemos, Compromís y Esquerra Unida del País Valencià mantiene el sorpasso al PSOE logrado en los últimos comicios generales. La coalición mantiene los nueves escaños y consigue 655.216 votos, mientras que el PSOE pasa de siete a seis diputados y 537.509 votos. Sin embargo, la coalición progresista ha perdido miles de votos si se tienen en cuenta los resultados del 20D, cuando Podemos-Compromís consiguió 673.549 y Unidad Popular 111.963 votos. En el País Valenciano hace más de un año que Podemos y Compromís pusieron en marcha un “gobierno a la valenciana” en coalición con el PSOE.

Marcha atrás

Canarias: si en las anteriores elecciones Podemos consiguió el sorpasso al PSOE en votos, pero no en escaños (231.519 votos frente a 218.413, pero tres diputados frente a cuatro), mientras que Unidad Popular sacaba 30.000 votos, la unión de ambas para estos comicios no ha logrado movilizar el voto. Juntas han conseguido 188.501 votos (72.000 votos menos que el 20D) y quedan en tercera posición con un 20% de los apoyos.

Galicia: lo mismo ocurre en Galicia, donde el 20D se produjo un sorpasso en votos pero un empate a seis escaños: 410.000 (25%) de la coalición Podemos-En Marea-Anova-EU frente a 350.000 (21,33%) del PSOE. En las elecciones del 26J la coalición de partidos progresistas, sin embargo, se ha dado el batacazo al perder 70.000 votos y un diputado en Galicia. Queda en tercer lugar tras PP y PSOE.

 

Imprimir Imprimir
Versión PDF PDF
Enviar por e-mail Enviar
Corregir
+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

1

  • |
    Caguntot
    |
    27/06/2016 - 1:21pm
    No asse falta dissir nada más. La gente de izquierdas que quiera vivir en un país de izquierdas, en España está perdiendo el tiempo. Catalanes de izquierdas, la puerta está abierta, sólo hay que querer salir.