GÉNERO // EL 22 DE OCTUBRE SE HAN CONVOCADO 66 MANIFESTACIONES EN DISTINTOS PUNTOS DEL MUNDO POR LA DESPATOLOG
Octubre Trans: ni monstruos ni enfermas

Como cada octubre desde 2007 colectivos transfeministas
programan acciones de información, difusión y
reivindicación de los derechos de las personas trans.

- Fotogalería Manifestación Octubre Trans en Madrid

27/10/11 · 17:53
Edición impresa
JPG - 179.8 KB
Manifestación en Madrid dentro de la jornada internacional del 22 de octubre. Foto: Álvaro Minguito

“Aquí está la Resistencia Trans”. Un
octubre más gritan los colectivos de
personas transexuales y transgénero
dentro de la campaña STP2012. Y así
hasta que consigan hacer valer sus
derechos sanitarios y sacar a sus
cuerpos de las categorías de “disforia
de género” y “trastorno de la identidad
de género” (TIG), así como de
los catálogos de diagnósticos de enfermedades
mentales: el Manual
diagnóstico y estadístico de los trastornos
mentales (DSM, por sus siglas
en inglés) de la Asociación
Norteamericana de Psiquiatría y el
CIE-11 de la Organización Mundial
de la Salud, cuyas próximas ediciones
serán publicadas en 2013 y 2015,
respectivamente.

Las acciones se realizan
en el contexto del Día
Internacional de Acción por la
Despatologización Trans, el 22 de
octubre; fecha en la que se convocaron
manifestaciones simultáneas en 66
ciudades del mundo.

Las demandas actuales de la campaña
en el Estado español son la inclusión
del proceso de resignación
de género en las prestaciones sanitarias
del sistema nacional de salud; el
cambio de la práctica clínica del proceso
de reasignación de género
, la
sustitución del modelo de autorización
por un modelo de autonomía
que reconozca el derecho de las personas
trans a decidir sobre su proceso
de modificación personal
, así como
suprimir los requisitos de diagnóstico
y tratamiento médico para la
rectificación registral del nombre y
sexo (Ley de Identidad de género
3/2007). Además se quiere abolir la
prohibición de nombres “que induzcan
a error en cuanto al género” (art.
54 de la Ley de Registro Civil) y terminar
con la mención de los sexos
en los documentos oficiales de carácter
público.

Colectivos del Estado español
comparten la idea de que las actuales
políticas sanitarias “presentan situaciones
absurdas y arbitrarias”. Como explica Álex, activista del colectivo
madrileño [Acera del Frentehttp://aceradelfrente.blogspot.com],
“hay quienes iniciamos el proceso de
reasignación de género fuera del
Estado y llevamos un tiempo hormonándonos.
Y cuando regresamos estamos
obligados a parar la hormonación
,
durante el tiempo que sea necesario
para elaborar un nuevo diagnóstico
que nos permita reiniciar la
hormonación. No les importa los
efectos que tiene para nosotros parar,
aunque sea mi vida, mi cuerpo,
les da igual, y te van a hacer parar”.

Para Lucas Platero, activista trans
de RQTR, “siempre ha habido personas
que no han cabido dentro de las
normas sociales, especialmente de
aquellas que tienen que ver con qué
es ser un hombre y una mujer. Esto
no es diferente en el momento actual”,
explica Platero; “las Unidades
de Trastorno de Identidad de Género
(UTIG) se han convertido en los dispositivos
de control sobre el género
,
de modo que monitorizan y evalúan
cómo las personas trans cumplen
con el desempeño de una masculinidad
y feminidad extremas y excluyentes.
Operan bajo modelos rígidos
donde el objetivo es descartar a los
“falsos transexuales”.

Una reivindicación de las personas
trans es sobre la despatologización,
dejar de considerarlas enfermas
no implica la pérdida de derechos
sanitarios
. “Esto se apoya en
falsas premisas. Existen muchísimas
situaciones vitales en las que se necesita
un apoyo integral y nadie los
considera patológicos en sí mismos
(infancia, embarazo, menopausia,
vejez) es erróneo pensar que son sinónimos
de enfermedad”, afirma
Platero. En esta misma línea Alex señala
que “tener derecho a los tratamientos
con autonomía personal y
con acompañamiento médico y no
bajo la tutela psiquiátrica permitiría
el acceso a más personas trans”.

Cambios positivos

Según Txurrus, del colectivo transfeminista
vasco Medeak
, “dentro del
movimiento feminista, aquellas que
nos sentimos en los márgenes (bolleras,
trans, putas...) hemos entendido
que era importante construir un discurso
transfeminista que luche contra
el binarismo
y la naturalización
de los dos sexos”.

Desde que comenzó la campaña
STP2012 se han producido avances
como el apoyo de la Asociación
Española de Neuropsiquiatría
(AEN), comunicando su apoyo a la
despatologización
y elaborando informes,
protocolos y propuestas de
buenas prácticas sanitarias.

Por su
lado, el Ministerio de Sanidad,
Política Social e Igualdad, ha mostrado
alguna disposición iniciando
conversaciones, no con la campaña
STP directamente, pero sí con colectivos
más institucionales y normativos

como COGAM y la FELGTB, que
han entrado en el discurso de la despatologización.

Este mes de octubre, la Unidad de Trastornos de Identidad de Género (UTIG) del
Hospital Carlos Haya de Málaga ha
ha cambiado su nombre a Unidad de
Transexualidad e Identidad de
Género. Un cambio de nombre que
marca una voluntad de reformular el
actual marco patologizante
.
La campaña también ha hecho posible
el fortalecimiento de los diferentes
colectivos y activistas trans, se
ha extendido una red de apoyo internacional
que este año ha redactado
el manifiesto mundial Las identidades
trans no son una enfermedad.

A
nivel internacional, las demandas se
centran en la retirada de los trastornos
de la identidad de género (TIG)
de los manuales internacionales de
diagnóstico, la abolición de los tratamientos
de normalización binaria a
personas intersex, el libre acceso a
los tratamientos hormonales
y a las
cirugías (sin tutela psiquiátrica), la
cobertura sanitaria pública del proceso
de resignación de género y la
lucha contra la transfobia.

+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

0

Manifestación en Madrid dentro de la jornada internacional del 22 de octubre. Foto: Álvaro Minguito
Manifestación en Madrid dentro de la jornada internacional del 22 de octubre. Foto: Álvaro Minguito
separador

Tienda El Salto