EXILIO LABORAL
La Marea Granate de exiliados laborales arranca con acampadas en Londres y Berlín

Después de la primera acampada en Londres, con el aniversario del 15M, la “Marea Granate”, que quiere representar a las personas que se han marchado de España en busca de trabajo en el extranjero, ha vuelto a acampar este fin de semana en Londres y Berlín.

, Londres
03/06/13 · 11:48
Visita de alumnos de un instituto a la acampada. / Beatriz Bonete

inforelacionada

El sábado 1 de junio, en más 80 ciudades de todo el mundo se llevó a cabo una protesta de escala internacional, de “Pueblos unidos contra la Troika”, con la convocatoria de manifestaciones simultáneas. El motivo de esta llamada era el de protestar contra las políticas de austeridad que gobiernos y organismos internacionales como la Unión Europea están aplicando sobre la ciudadanía. Coincidiendo con este llamamiento a la movilización internacional, desde Londres y otras ciudades en Europa pero también en otros lugares como América Latina, una casi recién nacida Marea Granate ha llevado a cabo su primera acción colectiva como movimiento.

La Marea Granate se crea como un intento de unir y reunir a todas las personas que, por motivos laborales, han tenido que emigrar en los últimos años fuera de España a causa de la crisis económica. Algunas en busca de un desarrollo profesional que les era imposible tener dentro del país y otras, simplemente, para conseguir cualquier tipo de trabajo que les permitiera vivir de forma autónoma. También existen casos de personas que se fueron antes de que la crisis comenzara con idea de pasar algunos años fuera de España para luego volver, y se encuentran que la situación actual de empleo en España no les permite llevar a cabo lo que era su primer planteamiento. Es el caso de Itziar, una de las integrantes de la Marea Granate, cuando expresaba en la acampada este fin de semana que “no sólo es la gente que se va, sino también la gente que nos fuimos, y que ahora no podemos volver”. Estas son algunas de las muchas características que engloban la realidad de las mujeres y hombres de todas las edades que se encuentran hoy viviendo y trabajando fuera de España.

Siguiendo el modelo de “mareas” que tanta fuerza y presencia han tenido en España, como estrategias de movilización ante los recortes en ámbitos como la educación o la sanidad pública, la Marea Granate nace como la primera de las Mareas que actúa fuera de las fronteras españolas. De ahí que el color elegido para identificarla sea el granate que caracteriza al pasaporte español. Como se argumenta en el manifiesto publicado en la web de la 15M London Assembly, “las Mareas Ciudadanas engloban muchos de los colectivos afectados por la crisis y, aunque los emigrantes aún no nos hemos organizado bajo una misma marea en esta lucha común a todas, el éxito que tuvo en Londres la reciente campaña de Juventud Sin Futuro No nos vamos, nos echan ha sido la señal de que ha llegado el momento de actuar”.

En el caso de Londres, la Marea Granate, tras la convocatoria de manifestación del sábado 1 de junio, se desplazó hasta la Embajada Española, en el 39 de Chesham Place (en el distrito de Westminster) para inaugurar el que ha sido un fin de semana de acampada y asambleas. La acampada, esta vez, sólo ha tenido su réplica en Berlín, pero el movimiento como “Marea Granate” ha tenido una inmediata respuesta en muchas otras ciudades europeas, y también en América Latina, como han sido las mareas creadas en Montevideo y Río de Janeiro. La Marea Granate cuenta ya con una página en Facebook en la que, sólo una semana después de su creación, alberga a más de 1.500 personas participantes.

El manifiesto de Marea Granate explica también cómo la marea “es una nueva oportunidad de renovar energías para las asambleas ya existentes y de llegar al mismo tiempo a aquellas personas que han emigrado recientemente y que, tanto si ya formaban parte de asambleas ciudadanas y círculos activistas como si no, no quieren que dejar su tierra sea sinónimo de perder su voz en la vida social y política de ésta”. En este sentido, el manifiesto apela a uno de los puntos que este fin de semana se han debatido en la asamblea de Marea Granate en Londres, acerca de la importancia de hacer visible la preocupación que sigue teniendo la gente que ahora vive fuera por todo lo que sigue sucediendo en España como consecuencia de la crisis económica y las políticas de austeridad y recortes que siguen aplicándose, a pesar de las continuas protestas de la ciudadanía en España, y ahora también, con altavoz propio, de la ciudadanía que está fuera del país.

Migración

Durante este fin de semana de acampada, la Marea Granate en Londres ha tenido ocasión de celebrar su primera asamblea con el objetivo de establecer una agenda de próximas acciones a llevar a cabo, y también para poder diseñar estrategias que hagan que la Marea llegue a más españolas y españoles que están viviendo en Londres en la actualidad. Pero no sólo en Londres, ya que la Marea también está teniendo réplicas en diferentes ciudades de Reino Unido. Laura, una de las integrantes de esta Marea Granate, ponía en el acento en la importancia de que esta marea sirva para seguir reivindicando las políticas que se llevan a cabo en España “desde el punto de vista de la migración”.

La migración, como situación social, merece una atención especial dentro del movimiento de Marea Granate, por lo que desde la Marea en Londres, se ha acordado en asamblea la importancia de que pueda ser más táctica y desarrolle acciones como la construcción de redes de solidaridad para ayudar a los nuevos migrantes. Asimismo, se quiere establecer contacto y redes también con otras representaciones de la Marea en otras ciudades, y otros países con idea de llevar a cabo acciones conjuntas que visibilicen y fortalezcan el movimiento, tanto fuera como dentro de las fronteras españolas.

La acampada de la Marea Granate recibió además una visita muy importante en la mañana del domingo, cuando un grupo de alumnas y alumnos de 4º de la ESO del Colegio La Milagrosa de Valladolid, se acercaron a saludar y mostrar su apoyo con el grupo allí acampado. El alumnado, junto con dos de sus profesores, ha tenido la oportunidad de compartir unos minutos de charla y debate con la Marea Granate de Londres, durante los cuales han podido conocer los motivos por los que se ha creado este movimiento. Como muestra de apoyo, las chicas y chicos les dejaron como regalo paquetes de jamón y cecina que la gente de la acampada acogió con entusiasmo. Pero lo que sin duda más entusiasmo generó fue la propia visita de estas chicas y chicos, y el simbolismo que encerraba el que un grupo de adolescentes pudiera conocer de cerca como gente de su país se activa y se organiza fuera de España, de la misma forma que lo han visto hacer a la comunidad educativa española, con la Marea Verde. Como lo han hecho y lo siguen haciendo otras mareas en España, y como lo va a hacer, ahora fuera del país, esta nueva Marea Granate.

Imprimir Imprimir
Versión PDF PDF
Enviar por e-mail Enviar
Corregir
+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

1

  • |
    Xabier Maeztu
    |
    05/06/2013 - 12:20pm
    También estuvo el escrache a Rajoy que se hizo como marea granate&nbsp;<a href="http://www.youtube.com/watch?v=CYY5e8SYQdI">http://www.youtube.com/watch?v=CYY5e8SYQdI</a>