Neomachismo
Primera sesión del "asqueroso e injusto" juicio contra Susana Guerrero

Susana Guerrero ha sido acusada de denuncias falsas al padre de su hija y a la pareja de éste. Movimientos feministas, 7N, Talavera Feministas, Familias del siglo XXI y Custodia en positivo son las asociaciones que se presentaron en la puerta del Juzgado para apoyar con carteles, cánticos y cariño a Susana Guerrero.

19/04/16 · 13:50

Susana Guerrero acudió ayer 18 de abril al Tribunal superior de Talavera de la Reina en compañía de su abogado, Juan Ramón Peris, presidente de Custodia en Positivo. A Guerrero se la acusa de denunciar por falsos malos tratos a la pareja del padre de su hija. Si prospera la denuncia, Guerrero se verá obligada a pagar una multa de doce euros diarios durante dos años, más 3.000 euros en concepto de daños morales.

Guerrero considera que no ha habido juicio y todo ha sido un teatro. Susana defiende que su hija ha sufrido abusos por parte del ayer denunciante, que a su vez abusó de ella cuando era una adolescente y la dejó embarazada. Para Victoriano Fernández, educador y activista social, “El caso de Susana Guerrero es paradigmático y reúne todos los problemas del actual sistema del menor español”.

Las palabras y preguntas de éste hacia la parte contraria fueron consideradas “improcedentes” en todo momento según la jueza Cristina Peño, del juzgado número 3 de lo penal. “Ha sido un juicio asqueroso e injusto, en ningún momento se dejó hablar al abogado de Susana, yo tuve que pedir salir de ahí” comenta a este periódico una miembro del grupo feminista 7N.

“El Juzgado de Talavera no ha aceptado ninguno de los documentos que ha presentado en su defensa” explican las feministas de Talavera. Este Tribunal es conocido por diversos casos similares a los de Susana Guerrero. Una abuela que se estaba manifestando en la puerta junto a las asociaciones de apoyo a Susana, contaba que su hija está viviendo un infierno parecido: “Mi hija tiene que compartir la custodia con el padre del niño que es drogadicto y posee dos armas: una pistola y una escopeta. Con la primera amenazó a su hija”. La abuela, casi con lágrimas en los ojos, se indignaba por las sentencias de las “corruptas juezas” del Tribunal talaverano.

Tanto esta abuela como diversas asociaciones han dado su apoyo a Guerrero. Un hombre de “Custodia en positivo” explica que quitar la custodia a una madre es un caso de violencia hacía la mujer, además “hasta ahora las mujeres siempre han mostrado mayor interés y preocupación por sus hijos, y ante todo debe primar el interés superior del menor a la hora de repartir la custodia”. Feministas del 7N explican que todo el sistema que juzga a Susana es pro-SAP (Síndrome de alienación parental) y está a favor de un modelo de familia convencional y patriarcal que se aleja de la realidad.

Leer: “El Síndrome de Alienación Parental es una respuesta neomachista a la denuncia de la pedofilia”

Feministas como 7N o las feministas de Talavera de la Reina, y Custodia en positivo y Familias del siglo XXI han expuesto carteles y gritado cánticos intentando derrumbar las barreras que las instituciones le ponen a Susana Guerrero, quien se sintió también arropada por algunos ciudadanos. “Los talaveranos no suelen implicarse en estos casos, pero yo lo vi por los medios y me impresionó” explica un vecino.

Imprimir Imprimir
Versión PDF PDF
Enviar por e-mail Enviar
Corregir
+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

5