Imágenes de un día de protesta contra la Ley Mordaza

Miles de personas protestan en varias ciudades contra la Ley de Seguridad Ciudadana.

21/12/14 · 12:49

.
Convocadas por la Plataforma No Somos Delito y con el apoyo de varias organizaciones por los derechos humanos y diversos movimientos, el sábado 20 de diciembre se manifestaron en decenas de localidades miles de ciudadanos para mostrar su rechazo a la Ley de Seguridad Ciudadana, conocida como la Ley Mordaza, que el Partido Popular pretende aprobar con la oposición de todas las demás fuerzas políticas.

En Barcelona la protesta ha reunido a unas 4.000 personas y ha transcurrido sin incidentes. La marcha recorrió las calles más céntricas de la ciudad para acabar en las puertas de la Delegación del Gobierno. Cabe destacar la presencia de un nutrido grupo de fotoperiodistas que han alzado durante el recorrido sus cámaras como protesta a esta ley que, de llegarse a aprobar, sancionará la grabación o la toma de imágenes de las actuaciones policiales en las manifestaciones.

En la ciudad de Santander unas 400 personas se han concentrado frente a la Delegación de Gobierno convocadas por la Asamblea Cántabra por la Libertades y contra la Represión (LIBRES). La convocatoria comenzaba a las 12 del mediodía y ha concluido en la calle Calvo Sotelo donde se ha leído un comunicado en el que mostraban su rechazo a “esta ley de carácter autoritario y que recorta las libertades y los derechos fundamentales de la ciudadanía”.

En Madrid, miles de personas se congregaron a las 12h en la plaza de Ópera. Los primeros manifestantes en llegar a la convocatoria han sido identificados por la policía, que había establecido un numeroso dispositivo en toda la zona. Hacia las 12.20 la multitud, que ya se acercaba a las 2.000 personas, comenzó a marchar por la calle Arenal hacia la Puerta del Sol. Al grito de “libertad de expresión y de manifestación”, los manifestantes continuaron hacia la calle Preciados. Muchos de ellos llevaban la boca tapada con “mordazas”. En la pancarta de cabecera se podía leer: “Vivir en democracia depende de ti. Fuera mordazas”.

A la altura del Fnac de Callao, realizaron una sentada con las manos levantadas. Después la Solfónica cantó la Canción del Pueblo. Cuando se proponían acceder a la plaza de Callao, la policía se posicionó en fila impidiendo el paso de la manifestación. En ese momento, propinó empujones a la prensa y a numerosos manifestantes, entre ellos personas de avanzada edad. Durante cerca de media hora, permanecieron en esta posición sin dejar pasar a nadie ni a un lado ni al otro.

Algunos de los presentes intentaron acceder al Fnac, cuando el personal de seguridad se disponía a cerrar la verja. Se produjeron algunos forcejeos y uno de los vigilantes fue agredido, teniendo que intervenir el Samur.

La manifestación comenzó a disolverse, aunque muchos han continuado por la calle Gran Vía, seguidos por la policía, hasta la calle Montera. Ya en la Puerta del Sol han terminado la protesta tras la actuación de la Solfónica. Cuando apenas quedaban integrantes de la manifestación, la policía realizó varias identificaciones.

Lluvia, miembro de la Plataforma No Somos Delito, explica que “la policía está realizando estas identificaciones en todas las manifestaciones no comunicadas para meter miedo”, aplicando la ley Mordaza aunque todavía no esté aprobada ni sea legal hacerlo. Para la activista, si llega la multa, es importante recurrirla “porque suele quitarse”

Esta convocatoria se ha organizado en previsión de la aprobación a finales de enero o principios de febrero del proyecto de ley de Seguridad Ciudadana en el Congreso. Según la Plataforma, es importante “estar en las calles” antes de que esta ley pase al Senado, ya que entonces no se podrá hacer nada para evitar su aprobación.

En su opinión, “es una ley que rompe con muchos derechos” y que tiene “la oposición de toda la ciudadanía, de todos los partidos de la oposición, de los sindicatos policiales, de jueces y de asociaciones de abogados”. También se muestran preocupados por los avances que se están realizando en las “enmiendas parciales en el proceso de reforma del Código Penal”, un código que “va a criminalizar no sólo la protesta sino también la pobreza”.

Imprimir Imprimir
Versión PDF PDF
Enviar por e-mail Enviar
Corregir
+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

0