Auto de imputación contra la Comandancia de la Guardia Civil de Melilla
Los juzgados de Melilla censuran la política de inmigración del Gobierno

El auto presentado por el Juzgado de 1ª instancia y de Instrucción número 2 de Melilla da la razón la querella presentada en julio por Andalucía Acoge, la Federación de SOS Racismo y PRODEIN-Melilla en los casos de devoluciones ilegales a Marruecos de personas subsaharianas, las conocidas como “devoluciones en caliente”.

15/09/14 · 12:04

La notificación presentada el pasado viernes por el Juzgado de 1ª instancia y de Instrucción número 2 de Melilla carga contra el concepto de frontera esgrimido en la Orden de Servicio 6/2014 titulada “Dispositivo anti intrusión en la valla perimetral de Melilla y protocolo operativo de vigilancia de fronteras”. Esta Orden, firmada por el coronel jefe de la Comandancia de la Guardia Civil de Melilla el 11 de abril de 2014 recogía que la entrada ilegal en suelo español “sólo queda consumada cuando el inmigrante ilegal rebasa la línea de vigilancia y contención establecida, quedando por tanto sujeto al régimen general de extranjería”. El auto planteado por el juzgado imputa a Ambrosio Martín Villaseñor, coronel jefe, por un presunto delito de prevaricación.

Un nuevo concepto de frontera del que también echó mano el ministro del Interior Jorge Fernández Díaz, para justificar en el Congreso otro caso de devolución irregular a Marruecos en el que 23 inmigrantes, el pasado 6 de febrero, llegaron alcanzar a nado España y pisaron la playa del Tarajal. Sin embargo, a juicio del ministro, no lograron entrar en España porque "no rebasaron el control policial". Este nuevo concepto de frontera que sustituye un lugar geográfico concreto por los controles policiales, y que ya fue censurado por la oposición en el congreso, vuelve a ser desmontado en el auto notificado por el juzgado melillense al reconocer que la zona comprendida entre las vallas es territorio nacional español y está sujeto a soberanía ya que ese área son “terrenos neutrales concedidos por S. M. el Rey de Marruecos a las plazas españolas de Ceuta y Melilla” por el artículo 6 del Tratado de Paz y Amistad celebrado entre España y Marruecos, firmado en Tetuán el 26 de abril de 1860.

El concepto de frontera que sustituye un lugar
geográfico concreto por los controles policiales, y que ya fue censurado
por la oposición en el congreso, vuelve a ser desmontado en el auto
notificado por el juzgado melillense

Además el juzgado dicta un auto de imputación penal contra el Coronel Jefe de la Comandancia de la Guardia Civil de Melilla por presunto delito de prevaricación, en el caso de las "devoluciones en caliente" de personas inmigrantes ocurridas el pasado 18 de junio y 13 de agosto. Según dicta el auto, mediante el uso del concepto operativo de frontera pudo haber tenido lugar una derogación de facto de los tratados internacionales suscritos entre ambos países en materia de delimitación de los límites fronterizos.

Para José Luis Rodríguez Candela, coordinador del equipo jurídico de Andalucía Acoge, una de las ONG querellantes, esta imputación supone que “el Estado, o cualquier agente que esté al servicio de éste, no pueden saltarse los acuerdos y tratados internacionales”.

José Palazón, presidente de PRODEIN, afirma por su parte que el auto trae consigo una clara advertencia: “Cualquier agente público que viole la legislación nacional o internacional, y dicte resoluciones injustas, podría verse ante los tribunales. Nadie podrá esgrimir el principio de la obediencia debida para incumplir la ley”.

Imprimir Imprimir
Versión PDF PDF
Enviar
Corregir
+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

0

Tienda El Salto