LOS PARTIDOS RACISTAS, FASCISTAS Y/O FUNDAMENTALISTAS CATÓLICOS RECIBEN 64.000 VOTOS
Los resultados ponen en crisis a los partidos ultras

La polarización del voto ha barrido las expectativas
de crecimiento de los grupos de extrema derecha,
que continúan electoralmente en la marginalidad.

20/03/08 · 0:00

En su conjunto, sumando los votos
obtenidos por las distintas formaciones
ultras en todo el Estado, obtiene
64.174 votos. Su histórica división,
así como los personalismos y la marginalidad
que rodean a esta constelación
de formaciones ultraderechistas
imposibilitan la ansiada unidad azul
con la vista puesta en el Front
National de Jean Marie Le Pen en
Francia. Así, las dos formaciones en
pugna por el liderazgo de la nueva
extrema derecha, Democracia Nacional
y España 2000, se estrellan
contra la realidad: sumando sus votos
apenas llegan a los 20.000.

Falange Española de las JONS
obtuvo 13.413 votos aumentando
en algo más de un millar los votos
obtenidos en las elecciones del pasado
2004. Democracia Nacional
obtuvo 12.588 votos, una cifra que
reduce aún más los 15.180 votos de
los comicios de 2004. Su presidente,
Manuel Canduela, ha anunciado
la convocatoria de un congreso extraordinario
en septiembre en el
que pondrá su cargo “a disposición
del partido y en el que se elijan los
nuevos dirigentes”. Canduela, un
antiguo líder skin con un amplio
historial delictivo que incluye varias
condenas, no ha conseguido liderar
la ansiada renovación de la
extrema derecha planteada en los
últimos años. Familia y Vida, un
partido católico fundamentalista,
obtuvo 8.912 votos reduciendo notablemente
los 16.699 votos cosechados
en 2004. Por detrás se sitúa
España 2000, la formación liderada
por el empresario vinculado a la
prostitución José Luís Roberto. Su
partido disfruta de una amplia financiación,
criticada hasta la saciedad
por muchos dirigentes de la galaxia
ultraderechista por su relación
con el negocio de los clubs de
alterne. A pesar de todo ello España
2000 alcanzaba 7.474 votos, un resultado
decepcionante para la que
posiblemente sea la formación ultraderechista
con más financiación
e infraestructura en todo el Estado.

La formación de Roberto convocó
un acto electoral en el barrio de
Russafa al cual apenas acudieron
un centenar de simpatizantes. Acaban
así las expectativas abiertas en
el seno de la ultraderecha a raíz de
los últimos movimientos tácticos
de Roberto, abogando por el alejamiento
del tradicional discurso radical
y abiertamente xenófobo y
aliándose con la Plataforma per
Catalunya de Josep Anglada.

Alternativa Española, una formación
ultra vinculada a la familia
Piñar de marcado carácter fundamentalista
y nostálgico, se sitúa en
los 7.078 votos. Coalición Valenciana,
la formación anticatalanista
liderada por el antiguo líder falangista
Juan García Sentandreu consiguió
5.389 votos, una cifra muy
por debajo de las optimistas expectativas
abiertas a raíz de la retirada
de Unió Valenciana, tradicional referencia
del voto anticatalanista, de
la contienda electoral. Falange
Auténtica obtiene 4.842 votos y
Alianza Nacional, formación marcadamente
neonazi, 2.780. El Frente
Español obtiene 1427 votos, la
Comunión Tradicionalista Carlista,
211 votos y, finalmente, el Movimiento
Falangista Español obtiene
la raquítica cifra de 60 votos.

Tags relacionados: Fascismos Ultraderecha
+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

0

separador

Tienda El Salto