JAEN // PRIORIDAD A LA 'MANO DE OBRA AUTÓCTONA'
Logran que se abran los albergues

La recogida de la aceituna en la provincia de Jaén se presenta difícil para los temporeros inmigrantes desplazados a la provincia debido a la falta de trabajos.

30/11/09 · 0:00

La campaña comienza oficialmente a comienzos de diciembre pero ya desde las primeras semanas de noviembre se pueden encontrar por las calles de Jaén a personas llegadas de otras provincias para trabajar en la recolección de la aceituna. Este año la situación se torna más complicada por el hecho de que una parte de la propia población jienense, que hacía algunos años había abandonado el sector agrícola para trabajar en la construcción o en el sector servicios, se ve ahora abocada a volver al campo para conseguir algunos días de trabajo, lo que provocará que muchas cuadrillas de inmigrantes se queden sin tajo. Las administraciones, por boca del subdelegado del Gobierno en Jaén Fernando Calahorro, ya han advertido que “sólo hay trabajo para mantener a la mano de obra autóctona”.

JPG - 64.6 KB
 
VAREANDO SEGÚN EL DNI. El SAT ha criticado la medida de prioridad según la nacionalidad por sus connotaciones racistas.

Se estima que las personas necesarias para recoger el fruto es de 60.000 y el número de parados en la provincia lo supera ya en noviembre. Este discurso, discriminatorio, según Andrés Bódalo del Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT) está teniendo su plasmación en una represión policial no conocida antes en Jaén, en la que se impide la libertad de movimientos a los inmigrantes de unos pueblos a otros. Bódalo critica que se exija el derecho de prioridad nacional por su connotación racista, y porque existen temporeros que han pasado a ser fijos discontinuos al trabajar para el mismo patrón en años anteriores, por lo que no pueden ser sustituidos por otros trabajadores.

Así mismo, el SAT vigilará durante el desarrollo de la campaña los casos en los que el empresario estafa a sus trabajadores pagándoles por debajo de lo establecido en el Convenio. Según Bódalo, este Convenio, además, debe fijar la obligación del empresario, o bien la responsabilidad subsidiaria de la Administración, de ofrecer el alojamiento al temporero, puesto que la propia naturaleza del trabajo, el desplazamiento y la temporalidad así lo exigen.

Albergues abiertos

En todo caso, la red de albergues de la provincia abrió sus puertas el 16 de noviembre gracias a la presión de los movimientos sociales. Esta red cuenta con 23 alojamientos y unas 800 plazas, 200 en el de la capital. Sin embargo, este despliegue, que es único en Andalucía, sigue siendo insuficiente para atender al gran número de temporeros que se desplazan hasta Jaén según comenta Maru Megina, portavoz del Foro Social de Jaén (FSJ), quien explica que uno de los principales problemas que se repite año tras año es precisamente la insuficiencia de los recursos que la Administración pone a disposición de los trabajadores, pues son muchos los que cada campaña de la aceituna duermen sin techo, soportando temperaturas por debajo de cero grados. En este sentido, el Foro Social de Jaén coincide con el SAT en cuanto a la nueva redacción del Convenio Colectivo del campo. Asimismo, Megina recalca la imprevisión de la propia Administración que, conociendo esta escasez de plazas desde hace años, no pone más medios ya sean propios o mediante la negociación colectiva para solucionarlo.

El FSJ viene desarrollando en los últimos años una labor de concienciación y apoyo a los trabajadores migrantes en la campaña de la aceituna. Así, este año, el FSJ con el apoyo de otros movimientos sociales de la ciudad, ha planteado un dispositivo alternativo de acogida a los inmigrantes que consistirá en la habilitación de otro albergue más, situado cerca del oficial, con capacidad para 60 personas y servicios de recogida de ropa, alimentos, etc. El FSJ también ha puesto en marcha un programa de voluntariado para atender, informar y asesorar a las personas inmigrantes que lleguen a la ciudad.

La financiación de todo este sistema de acogida parte de las propias organizaciones participantes, asociaciones de vecinos y de donaciones particulares. Según explica Megina, el FSJ trabaja desde hace meses tanto en el plano político como en el desarrollo de diferentes actividades para poner sobre la mesa los problemas de los temporeros sin papeles en la campaña de la aceituna. Para favorecer las condiciones de estos trabajadores el 12 de noviembre se realizó en Jaén el Festival Solidario Clandestino, en el que participaron grupos de música, poetas y teatro locales.

Tags relacionados: Jaén Fronteras Sin papeles
+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

0

VAREANDO SEGÚN EL DNI. El SAT ha criticado la medida de prioridad según la nacionalidad por sus connotaciones racistas.
separador

Tienda El Salto