La campaña BDS exige el cumplimiento de la legalidad internacional
La conferencia de Barcelona impulsa el boicot, las desinversiones y sanciones contra Israel

El encuentro de activistas y organizaciones de solidaridad con Palestina celebrado en Barcelona fortalece la lucha contra las políticas de apartheid de Israel. Los asistentes denuncian la situación del pueblo palestino y la compra de armas a Israel del Gobierno español.

12/11/12 · 10:50

 

Los días 19, 20 y 21 de octubre se celebró en Barcelona la primera conferencia estatal de boicot, desinversiones y sanciones (BDS) a Israel con los objetivos de reforzar la estrategia de resistencia civil en contra de la ocupación ilegal de Palestina, dar a conocer la acción y coordinar los grupos activos de trabajo en el Estado español.

La campaña de BDS nace en 2005, cuando 171 organizaciones de la sociedad civil palestina lanzan un llamamiento a la ciudadanía global para que apliquen el boicot al Estado de Israel hasta que éste cumpla la legalidad internacional.

La campaña tiene tres objetivos principales, apoyados por la ley internacional: La finalización de la ocupación, desmantelamiento de sus estructuras y el fin de la colonización de los territorios árabes conquistados en 1967, el reconocimiento de los derechos fundamentales de los palestinos árabes de Israel y el derecho de retorno de los refugiados palestinos, es decir, la aplicación de la Resolución 194 de Naciones Unidas, que el 1948 establece el derecho de los palestinos al retorno a sus hogares.

Ejes de actuación

La campaña de boicot contra Israel tiene varios ejes de actuación: Boicot institucional, cultural y académico. Implica la ruptura de las relaciones con Israel por parte de todo tipo de instituciones locales, regionales y estatales. A través de expresiones culturales y de la academia se trata de lavar la imagen de Israel y se contribuye directamente al encubrimiento de la situación de opresión en que se encuentran los palestinos. Por ello, esta campaña se dirige a artistas de todas las áreas para pedirles que no actúen en Israel, así como que desde aquí no se invite personas israelíes del mundo del arte, a no ser que se posicionen en contra de la ocupación y de la violación sistemática de los derechos humanos del pueblo palestino.

Algunos artistas que se han sumado a la campaña son Elvis Costelo, Leonard Cohen, Los Pixies, o el grupo Pink Floyd. De igual manera, se pide a las universidades y a las personas que la forman, así como a académicos e intelectuales que rompan o no entablen ningún tipo de relación con universidades israelíes ni académicos de ese estado. Al boicot académico de han sumado figuras como Naomi Klein o Ken Loach.

Su objetivo son los productos y compañías israelíes que se comercializan en el Estado español, y a nivel internacional.Boicot comercial y económico. Se dirige principalmente a compañías que estén implicadas en los crímenes que comete el Estado de Israel. Su objetivo son los productos y compañías israelíes que se comercializan en el Estado español, y a nivel internacional. Entre estas empresas se encuentra Ahava, un productor de cosméticos israelí que utiliza recursos del Mar Muerto que provienen de la Cisjordania ocupada. O Agrexco, una compañía exportadora de productos agrícolas producidos en asentamientos ilegales dentro de Cisjordania.

Desinversiones. Se trata de utilizar la capacidad económica de instituciones y compañías, tanto públicas como privadas, para presionar a Israel. El objetivo es que no haya tratos ni inversiones con compañías Israelíes, para forzar a Israel a cumplir la ley internacional. La estrategia de desinversiones se ha focalizado en empresas que se encuentran en asentamientos ilegales de Cisjordania, que operan sobre tierras y aguas ilegalmente confiscadas. Podemos encontrar ejemplos en la página bdsmovement.org

Sanciones. Se pide que las instituciones y gobiernos adopten sanciones contra el Estado de Israel para mostrar su desaprobación ante los métodos que utilizan. Se trata de visibilizar las políticas ilegales utilizadas por Israel para hacer incidencia política, sensibilizar a los actores internacionales de que es necesario tomar acción y terminar con la complicidad de la comunidad internacional, que permite a Israel actuar con impunidad.

Mediante estas estrategias el objetivo es aislar al Estado de Israel de la comunidad internacional para forzarle a poner fin a la ocupación militar de Palestina y reconocer los derechos fundamentales de los palestinos.

Apartheid: ayer Sudáfrica, hoy Palestina

La campaña BDS se inspira en la estrategia de boicot que se aplicó a Sudáfrica, teniendo un impacto clave para terminar con el sistema de apartheid. La comprensión de este sistema nos puede dar claves para entender la opresión que se ejerce sobre el pueblo palestino, para ello el activista sudafricano Mbuyiseni Ngozi explicó “los palestinos son indudablemente las personas nativas de ese territorio, no por un origen divino o religioso, sino porque han vivido en esa tierra miles de años”, así la idea de crear un Estado judío en esa tierra supone: “La idea racista de la exclusividad judía. Por eso es comparable al apartheid: se trata de un sistema de segregación racial para la exclusividad y la pureza racial. Esto es lo que busca el sionismo, un país únicamente de judíos y quieren hacerlo a expensas del pueblo palestino”.

Además, “es un modelo que puede ser exportado y adaptado a otras realidades, y no tiene que estar basado en construcciones raciales o cuestiones de color, puede estar construido en base a otras identidades como la etnicidad, religión, género o sexo” según dijo Ngozi.

Recientemente, el gobierno de Sudáfrica ha comenzado a etiquetar los productos realizados en los asentamientos como hechos en “Territorios Palestinos Ocupados”El activista instó a la ciudadanía a hacer suyo el mensaje de BDS al Estado de Israel para aislarlo y poner fin a la complicidad de los gobiernos occidentales con el apartheid israelí. “En el caso de Sudáfrica y en el Palestina, no es sobre los palestinos per se, es sobre ti y tu implicación en mantener la opresión de otras personas. Por eso llamamos al boicot en nombre de la libertad, la justicia y la igualdad”. Recientemente, el gobierno de Sudáfrica ha comenzado a etiquetar los productos realizados en los asentamientos como hechos en “Territorios Palestinos Ocupados”, dando un importante paso para visibilizar la naturaleza ilegítima de este comercio.

Comercio de armamento y seguridad

En las conferencias también hubo lugar para estudiar las relaciones comerciales y de armamento de Israel y el Estado español. Según Alejandro del Pozo, investigador del Centre Delás: “Tres cuartas partes de la producción de armamento en Israel están pensadas directamente para la exportación, lo cual consigue abaratar los costes de producción internos, es decir, de las armas que sí se usarán en Israel”. Las importaciones de España de armas hechas Israel van “desde helicópteros militares, drones -aviones no tripulados que transportan bombas o misiles- hasta sistemas de control de fronteras o movimiento de personas, sistemas de seguridad”, aseguró el investigador.

La razón por la que se compra a Israel y no a otro país, es porque ellos tienen un valor añadido: el material ha sido probado en el terreno. Según del Pozo: “varios altos mandos militares así como ministros de defensa se han referido a Gaza como ’un laboratorio de pruebas’ ”. En un informe realizado por este autor sobre el comercio de armas entre los dos estados afirma que “Si bien las relaciones militares y de seguridad entre España e Israel son recientes, son actualmente muy fluidas y estables, están permanentemente en auge y cuentan con diferentes acuerdos de cooperación”.

 

Tags relacionados: BDS Número 184
+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

0

Tienda El Salto