HASTA LA FECHA, MÁS DE 700 SOLDADOS ISRAELÍES HAN DADO SU TESTIMONIO SOBRE LOS ABUSOS DE LA OCUPACIÓN
“Esto es lo que hacemos en vuestro nombre”

La ONG Breaking the Silence recoge testimonios de
ex soldados israelíes tras finalizar el servicio militar. Su
objetivo es sacar a la luz los abusos del ejército.

06/07/10 · 11:58
Edición impresa
JPG - 68.4 KB
ASESINATOS. Según la organización B’Tselem, desde el inicio de la Segunda Intifada (septiembre de 2000) hasta el final de la operación Plomo Fundido (enero de 2009) más de 6.200 palestinos y palestinas han sido asesinados.

“Queremos ser un espejo para la sociedad
israelí. Queremos decirles:
vosotros nos habéis mandado aquí y
esto es lo que hemos hecho en vuestro
nombre y con vuestro dinero. No
ofrecemos soluciones sobre si debe
haber un Estado o dos”. Así define
Itamar Shapira el posicionamiento
político de la ONG israelí Breaking
the Silence.

Nacieron en 2004 por iniciativa
de varios ex soldados israelíes destinados
en Hebrón, una ciudad de
Cisjordania donde la situación es
especialmente hostil ya que viven
cerca de 200.000 palestinos y palestinas
ocupados por 800 colonos
y 550 soldados que los protegen.
Hasta hoy han recogido en distintas
publicaciones y alguna exposición
más de 700 declaraciones de
soldados, entre ellos los que participaron
en la operación Plomo
Fundido de Gaza. “Cuando un soldado
llega al ejército a los 18 años
quizá no está a favor de los colonos
o de la ocupación, pero piensa
que hasta que llegue la paz alguien
tiene que controlar los check point
y evitar un posible atentado contra
la población israelí. Yo mismo hace
diez años tenía mucha fe en la institución
del Estado”, cuenta Shapira.

JPG - 86.6 KB
CISJORDANIA. Los check point o controles militares ‘protegen’ a los colonos y colonas que viven en los asentamientos en Palestina.

Su objetivo es desmontar la
propaganda israelí que afirma que
la ocupación no es tan mala, ya
que el pueblo palestino que vive
en Palestina disfruta de muchos
más derechos que aquéllos que lo
hacen en Líbano o Jordania. “Hay
que romper el silencio entre los
propios soldados, sus familias y la
sociedad. Queremos mostrar el día
a día de los territorios ocupados,
que no existe la posibilidad de una
ocupación moral”.

En el día a día lo cierto es que
los militares, apenas adolescentes, gozan de impunidad. “He conocido
a un soldado que tuvo que
pagar una multa de 200 shekels
(unos 40 euros) por asesinar a un
niño palestino que no tenía que
matar”, afirma este ex militar. Las
declaraciones de estos ex soldados,
que están obligados a permanecer
un mes al año en la reserva
del ejército hasta los 55 años, son
anónimas.

JPG - 126 KB
DÍA A DÍA. Se calcula que aproximadamente un 50% de la población de Palestina sólo ha vivido bajo las condiciones de la ocupación.

Una sociedad militarizada

El servicio militar en Israel es obligatorio:
tres años para los hombres y
dos para las mujeres. La objeción de
conciencia puede suponer hasta dos
años de cárcel. Pero éste es un debate
que parece quedar lejos del Gobierno
de Israel, que en 2010 ha destinado
un máximo histórico para
Defensa aumentando su presupuesto
un 9% respecto a 2009.

Organizaciones como Breaking
the Silence entran en los márgenes
de la disidencia que un Estado como
Israel permite. “Como ciudadanos
israelíes no tenemos problemas
por ser miembros de esta organización,
claro que entre la gente podemos
no estar muy bien vistos. Hay
todo tipo de opiniones”.

Paradójicamente la organización
se financia a través de distintos
fondos internacionales, entre
ellos de la cooperación del Estado
español, el mismo estado que en
2008 ganó 2,35 millones de euros
con la venta de armas a Israel.


artículos relacionados:

- Crecen las medidas de boicot contra Israel

- Israel, de espaldas a la jurisdicción internacional

- Especial Gaza DIAGONAL

PARA VER LA GALERÍA HAGA CLICK EN LAS IMÁGENES ABAJO:

Tags relacionados: Número 129
+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

0

separador

Tienda El Salto