ENTREVISTA // ENTREVISTA A EDDY DAMAS, DEL LKP, PLATAFORMA QUE LIDERÓ LA REVUELTA EN LA ISLA FRANCESA
El ejemplo de la isla de Guadalupe

Las victorias conseguidas
tras las protestas que
sacudieron la isla francesa
de ultramar el pasado
febrero sirven de ejemplo
para la movilización.

04/06/09 · 0:00
Edición impresa



Tras 44 días de huelga general en
Guadalupe, la prensa francesa sólo
se hizo eco de un logro de las movilizaciones:
el aumento de 200 euros
para los salarios más bajos que
la población de esta región francesa
de ultramar había conseguido
del Gobierno de París. Pero el colectivo
que dirigió y organizó las
movilizaciones (el LKP, Liyannaj
Kont Pwofitasyon, Alianza contra
el ‘Aprovechamiento’, modo en que
se ha traducido el término pwofitasyon)
consiguió, de hecho, buena
parte de sus 146 propuestas. Desde
la congelación del precio del pan y
de los alquileres a la reducción del
precio de la gasolina, de las comisiones
bancarias, del precio del
agua, de los transportes; desde ayudas
cuantiosas a los sectores más
desfavorecidos de la isla a la construcción
de viviendas sociales... estas
medidas son tan sólo una pequeña
parte de las reivindicaciones
del LKP que el Gobierno francés
concedió tras las movilizaciones.

¿Podrías darnos algunas claves
sobre este movimiento desde un
punto de vista histórico y de la trayectoria
de movilización y de luchas
sociales en Guadalupe?


E.D.: El movimiento iniciado por el
LKP en Guadalupe es una auténtica
convergencia de reivindicaciones,
reivindicaciones culturales, económicas
y políticas y, más sencillamente,
la reivindicación fundamental de
todo pueblo, aspirar a vivir de otra
forma en este mundo que desarticula,
que se bebe a los hombres y les
niega su condición humana. Por tanto
el LKP es eso, es el resurgimiento
de la esperanza de todo un pueblo
en torno a un movimiento y en torno
a una plataforma de reivindicaciones,
que justamente permitirán que
el pueblo de Guadalupe pueda ser
dueño de su propio destino.

¿El LKP fue creado sólo para la
movilización?


E.D.: No. Conociendo la historia de
este pueblo que siempre ha sido un
pueblo de combatientes, un pueblo
que lucha para defender a los desfavorecidos,
los sin nombre, sin
protección, todos aquellos que son
‘sin’, para nosotros no se trata de
un movimiento histórico, sino de
una continuidad histórica, que hoy
pasa por el LKP, pero que tiene vocación
de ir mucho más lejos.
Ciertamente el carácter del “evento”
fue muy impresionante porque
tanta y tanta gente saliendo a las
calles es algo realmente extraordinario.
Pero es en realidad fruto de
una construcción política en una
tierra de combatientes.

¿Qué conquistas se han conseguido
con este movimiento?


E.D.: La primera conquista es que
los guadalupeños han hecho un trecho
a nivel de la conciencia de cada
individuo. Yo creo que han podido
vivir estos momentos y han comenzado
a deconstruirse y a reconstruirse
de forma diferente, a recuperar la
confianza en sí mismos, que es ya
una primera gran conquista. El resto
de logros son relativos a las condiciones
materiales, a las condiciones
de vida de los guadalupeños que
padecen la pwofitation en este país,
sobre todo en relación a los bajos
salarios. Os recuerdo que hemos firmado
un acuerdo para el aumento
de los bajos salarios en 200 euros,
que no está mal. Pero ha habido muchas
otras reivindicaciones en las
que hemos obtenido satisfacción inmediata:
la formación de los jóvenes,
el precio de los carburantes, sobre
los macro-proyectos que estaban
programados para desfigurar y
embobar a este pueblo. Todas éstas
son reivindicaciones sobre las que
hemos obtenido una total satisfacción.
Os recuerdo que teníamos una
plataforma de 140 reivindicaciones
y que muchos puntos, en los que hay
también reivindicaciones a medio y
largo plazo, hacen que, tras esta
huelga, el combate siga adelante. El
pueblo nos espera, el pueblo se implica,
por lo que el combate continúa
y aún tenemos lo menos 20
años de trabajo por delante. Y yo
creo que será toda la esperanza popular
que ha emergido de este pueblo,
la que será determinante de
aquí a unos años.

Tags relacionados: Número 103
+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

0

separador

Tienda El Salto