Contra la política de austeridad
Grecia sale a las calles contra el "chantaje" del Banco Central Europeo

El Banco Central Europeo hizo público ayer un comunicado en el que anunció la decisión de no aceptar deuda griega.

06/02/15 · 12:08
Manifestación espontánea de apoyo a la posición griega frente a la presión del BCE.

Miles de personas se manifestaron ayer en Atenas para mostrar su rechazo a la decisión del Banco Central Europeo (BCE), que horas antes había emitido un comunicado de su Consejo de Gobierno en el que anunciaba su decisión de no admitir más deuda griega como garantía. Los manifestantes tacharon la decisión del BCE de "chantaje". “Fue una manifestación sin banderas, ni de Syriza ni de nadie, puramente ciudadana”, explica a Diagonal Hibai Arbide, abogado y activista social que vive en la capital griega. “No me daba la sensación de que hubiera un ambiente de nerviosismo o desesperación, sino de afirmación de una apuesta que se estaba gestando”, añade. El carácter de la manifestación también se mostró en los lemas, que remitían a la ocupación de las plazas que tuvo lugar en los años 2011 y 2012, a imagen del 15M español, y a las actuaciones del ministro griego de Finanzas, Yanis Varufakis, “que ha adquirido una dimensión que va más allá de Syriza”, señala Arbide.

La concentración de ayer surgió de una convocatoria que se difundió por las redes sociales pero que, inicialmente, estaba planteada para el día en el que tuviera lugar la reunión del Eurogrupo para tratar del tema de Grecia. “Esta convocatoria surgió de ámbitos, no de Syriza, sino de colectivos y personas relacionadas con las movilizaciones en las plazas del 2011”, explica Arbide. Sin embargo, cuando ayer el BCE anunció su decisión de no aceptar deuda griega se adelantó la convocatoria de forma urgente. Se ha convocado otra manifestación para el próximo día 15, que es cunado está prevista la reunión del Eurogrupo.

El Banco Central Europeo anunció ayer que “eliminaba la exención que afectaba a los instrumentos de deuda cotizados emitidos o garantizados por la República Helena”. Esta excepción es la que permitía que la deuda griega fuera utilizada en operaciones de política monetaria a nivel europeo a modo de garantía. La institución bancaria europea explicó que esta decisión “se basa en el hecho de que en estos momentos no es posible asumir una conclusión exitosa de la revisión del programa”, en relación con el programa de rescate suscrito por el anterior gobierno griego, en el que se incluía la privatización de varios servicios básicos en el país y la liberalización de la economía, medidas que fueron paralizadas con la llegada de Syriza al gobierno griego.

La decisión del BCE llegó después de la reunión mantenida entre su presidente, Mario Draghi, y Yanis Varufakis, ministro de Finanzas griego. Varufakis se reunirá hoy con el ministro de Finanzas alemán, Wolfgan Schäuble.

Imprimir Imprimir
Versión PDF PDF
Enviar
Corregir
+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

0

Inicie sesión para comentar