Según la ONU, este tipo de pobreza causa 10.000 muertes en el Estado español
España, el cuarto país de la UE en pobreza energética

Mientras cerca de siete millones de hogares se ahogan para pagar la factura, las grandes eléctricas anuncian subidas del 11% en el recibo de la luz.

, Madrid
31/10/14 · 8:00
Edición impresa
Vivienda en el barrio de Tetuán, Madrid. / David Fernández

Las estimaciones de diferentes organizaciones de consumidores de que este invierno traerá subidas ‘brutales’ en el recibo de la luz no han dejado indiferente a nadie. Dichas asociaciones reclaman al Ministerio de Industria medidas para contener los próximos encarecimientos de la factura y proteger a aquellas familias en riesgo de exclusión social. “De lo contrario –advierten–, derivaría en peligrosas consecuencias para unos colectivos, cuyo ahorro apenas les da para abonar la factura”. Los datos se suceden. Así, la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) lamentaba el “sablazo” en la luz aplicado después del verano al cerrar septiembre con el segundo precio más caro de la electricidad en los últimos cinco años. El mercado mayorista se encareció un 17% en el último mes. Mientras, en Extremadura ya se ha alertado de una inminente subida del 11% del recibo. Al respecto, la Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia (CNMC) está investigando si este repunte del 17% respecto a agosto es acorde a las condiciones del mercado, ya que el precio del megavatio-hora (Mwh) en septiembre fue de 58,89 euros, frente a los 49,41 euros de agosto (nueve euros más). Rubén Sánchez, portavoz de Facua-Consumidores en Acción, alerta de que el cambio regulatorio producido este año no sólo no provocará bajadas tarifarias, sino que “da libertad total al sector para aplicar subidas descomunales mediante prácticas oligopolísticas”, sin dejar capacidad de intervención al Gobierno.

Entre medias, el tira y afloja del Gobierno y las grandes eléctricas españolas. Mientras Industria anunciaba que este año no habría déficit tarifario, otros datos demuestran lo contrario y los consumidores se temen lo peor. El Ejecutivo se vería obligado a subir los peajes en caso de un déficit superior al 2% de los ingresos del sistema –que se sitúan en 17.000 millones de euros–, es decir, no puede haber un desajuste superior a los 340 millones. Si bien, la CNMC asegura que la deuda superará los 500 millones al final del año.

Septiembre se cerró con el segundo precio más caro de la electricidad en los últimos cinco años

En medio de una depresión económica, la preocupación de que engorden las filas de la denominada pobreza energética (consumidores que destinan más del 10% de su renta familiar anual al suministro energético) crece entre los diferentes estratos sociales y vecinales. Se calcula que el número de españoles afectados por esta situación aumentó en dos millones en sólo dos años. Es la conclusión que se desprende del estudio de la Asociación de Ciencias Ambientales (ACA), que alerta de que el porcentaje de hogares que destina una cantidad desproporcionada de sus ingresos a pagar facturas de luz y gas subió en 2012 hasta el 16,6%, lo que afecta a cerca de siete millones de personas, frente al 12,4% registrado en 2010. El informe achaca la situación a dos fenómenos paralelos: mientras los ingresos de los españoles se reducen por la crisis, el precio de la energía se dispara. Es un hecho. La factura de la luz ha subido un 60% desde 2007, mientras las rentas bajaron un 8,5%, según el INE. En datos globales, España sería el cuarto país de la UE con mayor número de personas en esta situación de indefensión, por detrás de Italia, Reino Unido y Polonia. Se calcula que 54 millones de europeos viven diariamente este drama.

Pobreza energética

El alza de los impuestos, la precariedad laboral y la persistencia del desempleo han ocasionado que aumente en España la incapacidad de un hogar de satisfacer una cantidad mínima de servicios de la energía para sus necesidades básicas. Entre ellas, está la de mantener en la vivienda una climatización adecuada para la salud (18-20 ºC en invierno y 25 ºC en verano). Según los expertos, las causas que generan esta precariedad son diversas: bajos ingresos, baja calidad de los materiales de la vivienda, precios elevados de la energía, etc. Las consecuencias son también variadas, como la precaria salud física por las temperaturas, mortalidad prematura de ancianos, endeudamiento y corte del suministro.

Según la ACA, uno de cada tres hogares afectados por el paro sufre pobreza energética. A su vez, el informe Pobreza y trabajadores pobres en España, elaborado por la Fundación 1º de Mayo, sitúa a los trabajadores españoles entre los más pobres de la UE, sólo detrás de rumanos (19%) y griegos (15%), y se estima que el 12,3% de la población ocupada en el Estado vive en hogares con rentas inferiores al umbral de la pobreza. Según la ONU, la pobreza energética mata a 10.000 personas en España cada año y provoca entre el 10% y el 40% de las muertes en invierno. Por ello, son varias las asociaciones de consumidores que reclaman medidas urgentes.

“La pobreza energética tiene solución y es una cuestión de voluntad, no de números”, afirma el responsable de la división de Energía de MAS Consulting Group, Diego Crescente, que defiende aplicar un tipo de IVA reducido a los clientes vulnerables. Por su parte, Iñaki Iturritza, de la plataforma Gure Energia, aboga por tres caminos: la eficiencia energética de la vivienda, como mejorar su aislamiento; un acuerdo político de la Administración, y una ayuda a organismos altruistas. Iturritza aconseja ceder a bancos de alimentos también productos que no sea necesario cocinar. “Muchas familias no tienen luz para calentarlos”, dice, y recuerda que en Francia se prohíbe interrumpir por impago el corte del suministro durante el invierno. Los expertos piden también modificaciones al llamado bono social, creado por el Real Decreto-ley 6/2009, cuyos adscritos se benefician de un descuento del 25% de la factura. Gure Energía recuerda que éste se disfruta por un tiempo limitado y discrimina por renta familiar, por lo que cualquier pequeña modificación en alguna de sus exigencias, como por ejemplo en las pensiones, saca de este cuadro a muchos ancianos. El número de beneficiarios de este bono se redujo en 2012 un 7,4% respecto al año anterior, de 2.712.896 hogares a 2.511.158. Igualmente, los consumidores insisten en una mayor trasparencia. Un sondeo elaborado por Facua reflejaba que el 97,7% opinaba que el precio de la tarifa eléctrica era desproporcionado y constataba que uno de cada cuatro consumidores desconocía qué tarifa tenía contratada. Además, casi la mitad desconocía qué era el bono social y el 9,3% de los usuarios admitía haber dejado de pagar algún recibo por no poder hacer frente al mismo.

Déficit y récord de beneficios

En el trasfondo de las subidas está la imposibilidad del Gobierno para recortar el déficit tarifario. Las eléctricas aseguran que los consumidores les deben 26.000 millones de euros, al considerar que lo que ingresan del ahorro doméstico y las empresas es inferior al coste de generar la energía. Pero los tribunales no opinan igual. El Supremo sentenciaba recientemente que las cinco grandes eléctricas en España --Iberdrola, Hidroeléctrica del Cantábrico, Endesa, E.On España y Gas Natural-- debían financiar el déficit tarifario, al considerar que éstas se habían beneficiado en el pasado de la compensación de los llamados Costes de Transición a la Competencia (CTC). Un dato esclarecedor: Endesa anunciaba que repartirá un dividendo entre sus accionistas de 14.605 millones de euros, récord en la historia de la Bolsa española. Pero las noticias se suceden a ambos lados del río. Este mes, el Congreso de los Diputados rechazaba la proposición del PSOE, que exigía una tarifa energética asequible, así como la prohibición del corte de suministro sin permiso de la Administración. La piedra está ahora sobre el tejado de industria.

 

Tags relacionados: electricidad pobreza energética
Imprimir Imprimir
Versión PDF PDF
Enviar por e-mail Enviar
Corregir
+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

1

  • |
    LuisBravo
    |
    31/10/2014 - 11:13pm
    <div>Para entender el sistema eléctrico en España,</div> <div>&nbsp;</div> <div>incluidas subidas de la luz</div> <div>&nbsp;</div> <div>y políticos PPSOE en eléctricas,</div> <div>&nbsp;</div> <div>es recomendable ver el informativo &quot;Apaga y Vámonos&quot;:</div> <div>&nbsp;</div> <div>http://www.youtube.com/watch?v=4IBkqrtN1Fs</div> <div>&nbsp;</div>