A mí me pone Christian

El escalofriante testimonio de una lectora que disfrutó mucho leyendo '50 sombras de Grey'.

13/12/14 · 8:00
Edición impresa

Sí, lo confieso, lo leí y me gustó. Éste es mi escalofriante testimonio. Mi hijo tenía nueve meses y acababa de incorporarme al curro. Era uno de esos momentos de la vida en el que se supone que no tienes tiempo para nada… y me leí 50 sombras de Grey en cuatro días. La noche que lo acabé apenas dormí. Los siguientes tomos cayeron en dos semanas. Cuando me cruzaba en el metro con alguna mujer leyéndolo me ponía eufórica pensando en lo bien que se lo estaría pasando y tenía que reprimir mis ganas de acercarme a ella haciendo el símbolo de la victoria.

Creo que es la primera vez en la historia en el que las mujeres consumimos pornografía de manera masiva. Por lo visto ver las palabras “consumo de pornografía” y “mujeres” juntas le pone a mucha gente los pelos de punta, porque los meses que siguieron al boom de 50 sombras, cuando las cifras de venta se dispararon, no paré de escuchar y leer a contertulios y expertos insistiendo en lo malísimo que era leer esa trilogía que, maldita sea, muchísimas mujeres de todo el mundo nos empeñábamos en leer.

La escasa calidad literaria era uno de los argumentos favoritos contra la novela de E.L. James. Señores, ya en serio, ¿de verdad piensan que lo que buscamos en la historia de Christian y Anastasia (sí, con ese nombre) es calidad literaria? ¿Para cuándo, entonces, un debate en profundidad sobre la calidad artística de las pelis porno que consumen principalmente los hombres? No parece que ese sea un tema que les quite el sueño.

 “Cada ejemplar vendido de 50 sombras de Grey es un ataque a la mujer”. Así de rotundo (y de insultante) comenzaba un artículo que analizaba los estudios de prestigiosas universidades norteamericanas, publicados en el Journal of Women’s Health, que alertaban de que la relación entre Christian y Anastasia era una relación de maltrato. No creo que ni la bedel del instituto, ni la madre de mi colega, ni la más ferviente seguidora de E.L. James piensen que la relación entre los protagonistas de 50 sombras de Grey sea un modelo a imitar. No lo creo porque no creo que las mujeres seamos imbéciles. Se trata de una fantasía sexual y las fantasías sexuales casan mal con lo políticamente correcto. Más bien tendríamos que reflexionar sobre lo que el éxito de esta pasión enfermiza nos revela de las relaciones entre hombres y mujeres en nuestra sociedad, pues ése sí es un debate interesante.

Por supuesto que en cuestión de pornografía estamos en pañales y que se trata de explorar nuevos caminos, inventar nuevas pornografías, erotizar otros modelos y erotizar, en fin, la diversidad (y ahí están las propuestas de, por ejemplo, Erika Lust) pero, mientras tanto, que nos quiten lo bailao.

Tags relacionados: feminismo número 235 pornografía
+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

4

  • |
    Carlos Diez
    |
    16/12/2014 - 9:39pm
    Estoy de acuerdo con la autora en que se debe respetar la elección de las personas... bueno ella habla de mujeres, yo la extiendo a los hombres porque me parece que también son respetables las elecciones de los hombres. Hay debates que son realemente difíciles ya que algunos paradigmas pueden ser sumamente poco permeables... Por ejemplo, sorprenden afirmaciones o instrucciones como &quot;<span style="font-family: Arial, Helvetica, sans-serif; font-size: 15px; line-height: 20px;">igual es el momento de que os planteéis&nbsp;que porno queréis vosotros porque &nbsp;nosotras ya estamos haciendo&quot;... Pero es sumamente difícil cuestionarlas por estar tan imbricadas ideológicamente. Igual que las mujeres eligen de forma respetable lo que desean (para los fines del debate supongamos que las personas &quot;eligen&quot;), los hombres igual. Quien no respeta las elecciones de unos, difícilmente respetará de forma creible las elecciones de otras. Es de sobra conocido que las mujeres prefieren como parejas sexuales a los hombres &quot;cabrones&quot; a los &quot;buenos chicos&quot;... &nbsp;Puede que tenga una parte de naturaleza biológica, puede que no, pero pienso que es un tema relevante para cualquier persona con interés por las relaciones entre géneros. De hecho quienes están investigando el tema, están descubriendo cosas interesantes, y útiles para ambos géneros. Sería bonito poder citar en libertad autores/as, temáticas, sin generar airadas reacciones... Por desgracia no es el caso. Pero prácticamente se están descubriendo claves que pueden permitir una auténtica revolución a mejor en nuestra sociedad... Y tarde o temprano, si nada lo impide, saldrán masivamente a la luz dichas claves. &nbsp; Pero si anteponemos la ideología a la observación de la realidad, nos encontramos con qué no se comprenden los fenómenos, y nos conformamos con historias de &quot;buenos y malos&quot; (en el caso del feminismo más bien &quot;buenas y malos&quot;, pero cada ideología tiene su especificidad). Encontrar a alguien o algo que culpar es una buena forma de parar cualquier debate constructivo, y en esas estamos por ahora. Para que pueda haber un debate constructivo, en mi opinión, sería necesario que se bajasen las espaldas y se permitiera escuchar las diferentes posturas desde el respeto, cosa que resulta muy difícil si se da por supuesto que ciertas posturas no merecen respeto.&nbsp; En todo caso, ante la cerrazón de ciertas ideologías aparece la realidad dando sus particulares &quot;cañonazos&quot;: a una cantidad enorme de mujeres les pone el porno&nbsp;bdsm. Y los cabrones. No lo juzgo. Es, simplemente, lo que hay.</span>
  • |
    Violeta Buckley
    |
    15/12/2014 - 10:44pm
    Hola Uriuri, soy Violeta, la autora del artículo, y estoy completamente de acuerdo contigo, pero creo que hay otras variables a tener en cuenta.&nbsp; Las mujeres llevamos sufriendo represión sexual toda la historia patriarcal y, desgraciadamente esta es la mierda que nos pone, lo que nos erotiza. Es lo que conocemos y en lo que hemos sido educadas.Esto es lo que hay.&nbsp; Es fácil cuestionar la pornografía para mujeres cuando toda la vida se ha tenido acceso al porno. Yo sí &nbsp;creo que hay que &nbsp;celebrar que, por fin, &nbsp;millones de mujeres lo estén gozando. Igual es el momento de que os planteéis&nbsp;que porno queréis vosotros porque &nbsp;nosotras ya estamos haciendo, aunque de momento de manera minoritaria, &nbsp;porno diferente. También está la cuestión del respeto &nbsp;a la elección que hemos hecho millones de mujeres. La polémica en torno a &#39;50 Sombras de Grey&#39; me recuerda a cuando vas a un colegio o a un instituto y los chavales se dedican a ridiculizar, humillar &nbsp;y desvalorizar &nbsp;las cosas que les interesan y les gustan a las chicas. Mi artículo es también un intento de revindicar lo que nos gusta a las mujeres, cumpla o no cumpla los cánones del buen gusto. Un saludo.
  • |
    Uriuri
    |
    15/12/2014 - 10:27am
    Es cierto que hacer compatibles las fantasías y lo políticamente correcto es bastante difícil; lo que pasa es que es francamente desconcertante que tras años de lucha feminista el primer best-seller &#39;porno&#39; para mujeres cuente una historia en que la mujer, pequeña, débil y sumisa vea al hombre como a una especie de dios... la sumisión allí va mucho más allá del sexo; mientras ella es joven, inexperta e insegura; él es rico, guapo, lo es todo, es simple y llanamente superior a ella. Por no hablar del mensaje de &quot;sométete a él hasta que te quiera&quot;, esta me parece con mucho la peor parte. No deja de coincidir con la tan conocida queja de muchos hombres (independientemente de si se hace o no desde el victimismo y la frustración), de que ellas los prefieren cabrones. Los hombres, en este aspecto, recibimos mensajes contradictorios, en que por un lado por dignidad y por justicia debemos huir de los modelos patriarcales/machistas; pero por el otro lado, desde un punto de vista egoísta, nos conviene ser cabrones a la hora de tener éxito en recibir afecto, atención o sexo por parte de una mujer. &quot;Más bien tendríamos que reflexionar sobre lo que el éxito de esta pasión enfermiza&nbsp;nos revela de las relaciones entre hombres y mujeres en nuestra sociedad&quot; de acuerdo, e incluso opino que el modelo machoalfa-hembrasumisa, tiene un componente instintivo (sé que esto me conllevara muchas críticas); &iquest;pero no deberíamos luchas contra ello en lugar de promocionarlo desde la cultura y el entretenimiento? &nbsp;
  • |
    Carlos Diez
    |
    14/12/2014 - 6:06pm
    <span style="color: rgb(60, 61, 60); font-family: Georgia, Times, 'Times New Roman', serif; font-size: 16px; line-height: 22px;">&quot;Más bien tendríamos que reflexionar sobre lo que el éxito de esta pasión enfermiza&nbsp;nos revela de las relaciones entre hombres y mujeres en nuestra sociedad, pues ése sí es un debate interesante.&quot;</span> Sabias palabras. Por desgracia, ese debate no va a tener lugar, ya que es políticamente MUY incorrecto. De hecho, la gente que está investigando cómo son los comportamientos de hombres y mujeres en el proceso de ligar son contínuamente tachadas de machistas... simplemente por contar lo que pasa. Y desde luego, donde no va a tener lugar ese debate, es en Diagonal. Es ya muy atrevido respecto a su línea editorial publicar este artículo... Por cierto, 50 sombras no sé si será un &quot;modelo&quot;, pero las ventas de artilugios bdsm se están disparando... Para muchas parejas la última forma de mantener una fe en la monogamia sucesiva cada vez más débil.
  • Tienda El Salto