SANIDAD | La Generalitat afirma que no tiene dinero y adeuda más de 500 millones de euros a las farmacias
Los farmacéuticos valencianos exigen al Estado un “rescate del medicamento”

La Generalitat Valenciana dejó de pagar a los farmacéuticos en mayo de 2012. Cuando finalice noviembre la deuda superará los 550 millones de euros.

29/11/12 · 10:53
Edición impresa

Paciencia tienen mucha, lo que no tienen es dinero para pagar medicamentos. Ésa fue la respuesta que ofrecieron los farmacéuticos valencianos a Alberto Fabra, presidente del Ejecutivo autonómico, quien aseguraba estar “en la recta final para solucionar el problema”.

Mientras, en Valencia la deuda con las farmacias bordea los 300 millones, en Castellón pasa de 70 y en Alicante de los 200, por lo que los boticarios han exigido al Gobierno de Rajoy un “rescate del medicamento valenciano” como se hizo con el sector bancario.

Y es que esta “recta final” hace tiempo que se convirtió en un páramo de escasez difícilmente asumible para los farmacéuticos. Los organismos colegiales cifran en más de 200 las farmacias en concurso de acreedores, y varios cientos han tenido que pedir créditos a entidades financieras para pagar a los proveedores, dándose ya el caso de que los bancos han dejado de renovar pólizas, lo que les pone en una situación aún más delicada: deudas con los suministradores, con sus respectivos gastos de demora; deudas con los bancos, que les impiden acceder a ningún tipo de financiación, y ningún atisbo de percibir la parte correspondiente del concierto con la Generalitat.

José Antonio Puchades, presidente del Sindicato Libre de Farmacéuticos, con presencia mayoritaria en la provincia de Valencia, indica que la mayoría de propietarios de boticas ha tenido que responder con sus propios bienes y patrimonio, invertidos en pagar el suministro para evitar el desabastecimiento en sus estantes. De hecho, algunos establecimientos ya afrontan procedimientos de desahucio por este motivo.

Huelga indefinida

Ante estas circunstancias los organismos colegiales de las tres provincias decidieron emprender una huelga, la tercera desde junio, pero esta vez con carácter indefinido. El pasado 5 de noviembre, dos de cada tres farmacias de Valencia, Alicante y Castellón bajaron sus persianas y colocaron el cartel de “Farmacia cerrada, la Administración no paga”.

El presidente del Colegio de Farmacéuticos de Alicante, Jaime Carbonell, asegura que desde el comienzo del paro el 98% de boticarios de la provincia han echado el cerrojo en sus establecimientos. Un porcentaje que coincide con los ofrecidos por los colegios de las otras dos provincias.

Desde entonces se han ido sucediendo escenas tales como largas colas frente a las oficinas abiertas, usuarios que se ven obligados a recorrer varias boticas para conseguir la medicación que buscan o farmacias como las de las urbanizaciones pobladas por extranjeros del norte de Europa, cuyos seguros privados y pagos a tocateja han hecho que los farmacéuticos que les sirven apenas noten los impagos y rehúsen hacer huelga.

Respecto a los perjuicios causados a los usuarios, Carbonell reitera en cada entrevista sus disculpas hacia la ciudadanía, ya que el motivo de la huelga es “pedir a la Administración el dinero para los medicamentos de los valencianos, no para mantener nuestros privilegios sino para exigir una necesidad de los ciudadanos”, recalca Carbonell.

Desabastecimiento

En cuanto a la escasez de medicamentos, un farmacéutico de Elche asegura, entre los pitidos y consignas de una concentración de protesta, que de momento fármacos para la diabetes o para cardiopatías “no están faltando”, que son “prioritarios”. En la misma línea se pronuncia Puchades, quien confirma que de momento fármacos como la insulina y los prescritos para enfermedades crónicas y complejas se están comprando y dispensando, pero que “no aseguran que dentro de un mes puedan seguir haciéndolo”.

La presidenta de la Asociación Valenciana de Diabéticos, Arantxa Cervera, matiza que escasez “no hay ni esperamos que haya”, pero que para su colectivo supone “un trastorno importante” la dificultad a la hora de encontrar la insulina y, sobre todo, las tiras reactivas utilizadas para medir los niveles de glucosa en sangre. Cervera lamenta que los afectados por diabetes se vean obligados a menudo a recorrer varias farmacias para encontrar sus medicamentos.

La solución: el fondo de rescate

En la reunión que mantuvieron el pasado 13 de noviembre los tres colegios con la comisión de las consellerias de Sanidad y Economía participó como mediador el abogado Juan Rodríguez Cárcamo, “ingeniero” jurídico que hizo posible el pacto farmacéutico de 2011 entre las boticas manchegas y la Junta de Castilla-La Mancha. La presidenta del colegio de farmacéuticos de Valencia, María Teresa Guardiola, destacó “avances” tras esta reunión, no obstante ambas partes supeditaban la solución del conflicto a que el Gobierno central sanee las arcas de la Generalitat con dinero del Fondo de Liquidez Autonómico (FLA).

El pasado 30 de octubre la Generalitat inyectó a las boticas 114 millones de euros procedentes de ese fondo de liquidez correspondientes a media factura de abril y media de mayo, lo que situó la deuda durante unas horas en aproximadamente 450 millones. Lo dicho, unas horas, ya que la factura de octubre llegó y la deuda volvió a pasar de los 500 millones.

También se les ofreció la implementación de un sistema de “pronto-pago”: una cantidad fija mensual en función de la facturación de cada establecimiento. Los colegios de farmacéuticos de las tres provincias no aceptaron la propuesta. La huelga sigue.

Del copago al euro por receta: farmacias en el ojo del huracán

Por A.P.C. / MADRID

Gobierno y comunidades autónomas parecen empeñadas en sanear sus cuentas a través de los medicamentos. Si el pasado verano entraba en vigor el “copago” sanitario, Catalunya y Madrid apuestan además por el euro por receta: una tasa administrativa con la que esperan ingresar, respectivamente, cien y 83 millones de euros al año. Sin embargo, ambas administraciones niegan que exista afán recaudatorio y afirman que se trata de una medida para limitar el acopio de medicamentos.

La Generalitat da incluso cifras: el consumo de medicamentos habría caído un 20% en julio, agosto y septiembre.

La tasa, que en Madrid entrará en vigor el próximo 1 de enero, se aplica en Catalunya desde junio, con las únicas excepciones de aquellos que reciben una pensión no contributiva o de minusvalía, una renta mínima de inserción o que están dentro del Fondo de Asistencia Social. Desde sectores cercanos al movimiento 15M se ofrecen alternativas para evitar el pago por medio de la desobediencia civil y armados tan sólo con una fotocopia del DNI, la tarjeta sanitaria y un bolígrafo para rellenar el impreso que debe facilitar el boticario. Incluso existe una guía de desobediencia que puede consultarse en la web de la asociación catalana Dempeus per la Salut Pública, quienes dejan claro que “no se trata de una acción contra los farmacéuticos sino contra su obligada actuación como recaudadores”.

Al Gobierno central tampoco le gusta el euro por receta y el Consejo de Estado ha emitido un dictamen no vinculante calificando la iniciativa como inconstitucional, ya que “genera desigualdades entre regiones para el acceso a los fármacos” y “ninguna comunidad autónoma puede fijar el precio de los medicamentos”, algo que es competencia exclusiva del Gobierno central. Aunque de momento aboga por una solución dialogada, el Ejecutivo no descarta acudir al Constitucional, como ya hizo —por posible interferencia en competencias estatales— con la subasta que la Junta de Andalucía quiso realizar con empresas farmacéuticas: una lonja del fármaco de la que el Gobierno andaluz esperaba salir con mejores precios y un ahorro de 25 millones de euros. La Junta llegó incluso a denunciar presiones desde el Ministerio de Sanidad a las empresas convocadas.

Finalmente la subasta se realizó con menos de la mitad de los laboratorios convocados, pero sus resultados están paralizados a la espera de lo que decida el Tribunal Constitucional.

Tags relacionados: Número 185
+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

0

  • |
    El p’caro valenciano
    |
    09/02/2013 - 9:27am
    Si ya nos avisaba Chimo Bayo: "Bombas, bombas, bombas, ké pasa?". Gracias Móguel por la info, expuesta de maravilla como siempre.
  • |
    SATçN
    |
    09/02/2013 - 9:25am
    EN EL AÑO 2010 EL DÍA 17 DE MARZO , SALIÓ EN LA PRENSA LOCAL ESTA NOTICIA, PERO LA COLABORACIÓN VIENE DE MÁS LEJOS, SÓLO HAY QUE LEER LAS ADJUDICACIONES MILLONARIAS QUE EL PP HA HECHO SIEMPRE A SUS AMIGOS TODOS LOS AÑOS SE COMPRAN APARATOS SANITARIOS CADA VEZ MÁS SOFISTICADOS (ESCÁNERES, LÁSER, TAC, TEP, RAYOS X)PERO LOS CIUDADANOS NUNCA LOS VEMOS CUANDO LOS NECESITAMOS. La Consejería de Sanidad y Novartis forman a los médicos de primaria en diagnóstico de la DMAE con la colaboración del IOBA Este acuerdo forma parte del Plan anual de Formación Continuada La Consejería de Sanidad y Novartis forman a los médicos de primaria en diagnóstico de la DMAE con la colaboración del IOBA El acuerdo entre Novartis y la Junta de Castilla y Leó es una de las acciones previstas en el Plan de Formación Continuada 2010. El consejero de Sanidad, Francisco Javier Álvarez Guisasola, ha firmado hoy un convenio de colaboración con la empresa farmacéutica Novartis para el desarrollo de un programa de actualización formativa dirigido a los médicos de atención primaria de la región. Esta colaboración entre Novartis y la Consejería de Sanidad corrobora el cumplimiento de uno de los compromisos marcados dentro del Plan anual de Formación Continuada en el que se incluía, como uno de sus objetivos fundamentales, la necesidad de afianzar el trabajo conjunto del Ejecutivo regional y las principales empresas del ámbito farmacéutico y de la tecnología sanitaria, con el fin de favorecer el desarrollo del catálogo de actividades previsto para formar a los profesionales sanitarios de la Comunidad a lo largo de 2010. Para este fin las empresas biosanitarias y biotecnológicas que confirmaron su participación en este plan anual, desembolsarán un total de 360.000 euros para la organización de actividades formativas dirigidas a los profesionales de la Salud de Castilla y Leó. La primera actividad diseñada dentro de este proyecto formativo, actualizará los conocimientos de 200 médicos de AP de Castilla y Leó gracias a la aplicación de metodología on line tutorizada, en todo momento, por el IOBA. Esta actividad se está desarrollando a lo largo del primer trimestre de 2010 y tiene ya cubiertas las 200 plazas ofertadas y, cuando finalice, se volverá abrir el periodo de inscripción para que los profesionales que no han participado en ella puedan formar parte de las siguientes convocatorias sobre la DMAE que están programadas. En total, Novartis invertirá 52.000 euros en ampliar los conocimientos de los médicos de atención primaria sobre esta enfermedad. La realización de estudios genéticos sobre las muestras de todos los niños recién nacidos en Castilla y Leó, a los que la Junta oferta de manera universal y gratuita el Programa de detección precoz de enfermedades congénitas, es otro de los ámbitos de colaboración entre la Consejería de Sanidad y la Universidad de Valladolid a los que se dedica la subvención ahora aprobada. Esta actuación se refiere a la detección precoz del hipotiroidismo, la fenilcetonuria, la fibrosis quóstica y la hiperplasia suprarrenal, para lo que se realiza la llamada "prueba del taló" a los recién nacidos en todos los hospitales del Sistema Regional de Salud, Por último, la Consejería de Sanidad y el Instituto de Farmacoepidemiología colaboran en el desarrollo de actividades propias del Sistema Español de Farmacovigilancia, ya que esta entidad dependiente de la Universidad de Valladolid es el único centro regional acreditado para este fin, lo que le convierte en referente en Castilla y Leó."
  • Jaime Carbonell: "La huelga no es para mantener privilegios sino para exigir una necesidad de los ciudadanos". / Miguel Ángel Valero
    separador

    Tienda El Salto