Global
Notas y debates desde el colectivo que edita este periódico
05
Dic
2013
16:08
Una red horizontal desde los territorios
Por Colectivo DIAGONAL

"Territorios" es uno de los trending topics de las asambleas plenarias del colectivo DIAGONAL, aunque la mayoría de ellas sucedan en Madrid. Para hacer información situada necesitamos multiplicar perspectivas, contar con las miradas de quienes habitan los lugares donde las cosas están ocurriendo. Por eso, desde el inicio, tenemos generosas alianzas en diversos puntos del Estado, desde grupos de apoyo que difunden y distribuyen el periódico a personas que, número tras número, nos han ayudado a abordar cuestiones que quedaban fuera de nuestro radio de influencia inmediata.

En algunos lugares se ha optado por dar el salto y crear una redacción local, como en Aragón, Cantabria, Asturies y, más recientemente, Andalucía; en otros, como Galiza, Nafarroa o Barcelona, disponemos de colaboraciones estables; y, en otros, las enriquecedoras alianzas con otros medios como La Directa, en Catalunya, o Arainfo, en Aragón, nos han permitido llegar allá donde nosotras no podíamos. Si una de las fortalezas de DIAGONAL es la cercanía a los movimientos sociales, lo es gracias a lo mucho que personas afines a esos movimientos en todas partes nos ayudan y aportan.

Por decisión del colectivo editor, “territorios” significa en DIAGONAL cualquier espacio físico con una comunidad detrás, ya sean comunidades autónomas, provincias, ciudades... Dicho esto, el primero en arrancar fue Aragón, en octubre de 2006. Corrían los años previos a la Expo y los movimientos sociales zaragozanos ya se habían planteado crear un medio de comunicación conjunto, con la dificultad que ello entraña para entenderse en el complejo mundo de las sensibilidades críticas. Un grupo “heterogéneo al máximo”, según explican desde la redacción, decidió ponerse manos a la obra en una edición propia que después se convertiría en web. Vivieron momentos para el recuerdo, como la cobertura de la Expo, y trataron, entre otras muchas cuestiones, los avatares de Gran Escala, un macroproyecto similar a lo que ahora es Eurovegas. Y es que una de las ventajas de un medio como éste es que implica tener ojos en muchos sitios para captar las tácticas y estrategias de los de arriba, que, después de todo, no suelen ser demasiado originales ni especialmente inteligentes.

Después de Aragón llegó Cantabria, en diciembre de 2007. Surgía tras el acoso y derribo de La Realidad, un medio crítico diario que los caciques locales habían tumbado a golpe de querellas. DIAGONAL Cantabria editó 25 números de una separata mensual de la que se tiraban 3.000 ejemplares, y en la que hubo oportunidad de informar de escándalos urbanísticos, amenazas al medioambiente y corrupciones que nunca saldrían en otros medios, lo cual les granjeó alguna amenaza de querella también. Pero, además, fue un espacio de encuentro virtual para los propios movimientos sociales, que se veían mes a mes reflejados, pese a las diferentes sensibilidades, componiendo entre todos un rico y poderoso paisaje común. Ambas experiencias acabaron, en buena parte, por el agotamiento y la dificultad de renovar activos, y porque la difusión y la publicidad, fundamentales para la sostenibilidad de un proyecto informativo, quedaron en ocasiones algo descuidadas. Aprendizajes que atesoramos para futuras experiencias.

El siguiente territorio en animarse fue Asturies, en marzo de 2010. Igual que ocurriera en Aragón, parte de los artículos se escriben en su lengua autóctona. Dicen los miembros de la redacción que es característica en sus contenidos la información crítica sobre dos intocables en el resto de medios asturianos, la Radiotelevisión pública Asturiana y Caja Astur. Suelen incluir información de política parlamentaria, que a su juicio debería tener más presencia en general en el DIAGONAL que se coordina desde Madrid.

Y queremos ser más...

De norte a sur, la última redacción en ponerse en marcha ha sido la andaluza. Aunque ya existía un grupo de apoyo que fue renovándose desde 2007, en septiembre de 2012 arrancaba la redacción territorial en la que 15 personas gestionan hoy una web propia. En Sevilla se elaboró colectivamente el segundo artículo más leído y el más comentado en Diagonalperiódico.net este año: la denuncia de explotación laboral en la empresa Abengoa.

En un plenario en Cantabria en 2010, el colectivo aprobó la estructura confederal por la que cada redacción es autónoma con respecto a los materiales que elabora, aunque compartimos principios comunes y debatimos en listas de coordinación. La realidad cotidiana, sin embargo, es que gran parte del peso de la publicación en papel y web recae en el colectivo de empleadas, que trabajan en la sede del periódico en Madrid y, en ocasiones, el colectivo editor en general y las redacciones locales en particular sentimos que hay territorios y sensibilidades infrarrepresentadas.

Algún día, aunque sólo con el apoyo de las personas que nos sustentáis, DIAGONAL tendrá sedes en muchos más puntos del Estado para construir entre todas una mirada independiente, rigurosa, situada, de composición horizontal y, ante todo, de todas y para todas. Ésa es justo la parte de este sueño que convierte "territorios" en uno de nuestros trending topics.

 


ÚLTIMA HORA

Hemos recibido este mensaje amenazante en la redacción de Madrid. No pillamos mucho el acento andaluz, pero creemos que están muy cabreados.

comentarios

0