Se paraliza desahucio ante presión ciudadana
Rosa María se queda, pero ¿a qué precio?

El desahucio de Rosa María en el barrio sevillano de la Macarena se ha paralizado a última hora. La Intercomisión de Vivienda 15M de la capital hispalense denuncia "los daños emocionales a los que se someten a las familias, ya de por sí protagonistas de un camino angustioso y lleno de incertidumbre".

, Redacción Andalucía
18/10/13 · 10:33

Hoy viernes 18 de octubre estaba previsto el desahucio de Rosa María, vecina del barrio sevillano de la Macarena, que vive con sus dos hijos, su sobrina -los tres menores de edad- y su hermana. Toda la familia se iba a quedar en la calle. La cuenta atrás para el lanzamiento se paralizó en el último momento. Pasadas las siete de la tarde de ayer jueves, Rosa María conoció que el Juzgado de Instrucción n.º 5 de Sevilla lo había "congelado" temporalmente.   

IberCaja, que también amenaza a la Corrala Utopía con el desalojo, subastó la vivienda de Rosa María cuando ésta no pudo seguir haciendo frente al pago de la hipoteca. No se ha podido averiguar hasta el momento quién ostenta la titularidad actual del inmueble. El único contacto ha sido con la procuradora de la nueva propiedad, que recibió la notificación del Juzgado con la orden de paralizar el lanzamiento. La Intercomisión de Vivienda del 15M de la capital hispalense, se movilizó. Primero, para asesorar legalmente a las afectadas, a través del Punto de Información de Vivienda y Encuentro (PIVE) de la Macarena; luego, para parar el desahucio. Con el apoyo de las vecinas de la Utopía, hoy iban a resistir ante la puerta de la casa ubicada en El Cerezo, una de las zonas de la Macarena donde se concentran los casos de lanzamiento por impago de hipoteca y de alquiler.

Desahucio parado

Finalmente, la policía no se ha presentado y Rosa María podrá "respirar", al menos, por un mes. Pero el sufrimiento a la familia ya está causado. Estrés, angustia, ataques de ansiedad, inseguridad. Desde la Intercomisión de Vivienda se preguntan "por qué  se esperó hasta el último momento para tomar la decisión judicial si se podía paralizar legalmente" y denuncian "los daños emocionales a los que se someten a las familias, ya de por sí protagonistas de un camino angustioso y lleno de incertidumbre".

La situación vivida por Rosa María y su familia se repite cotidianamente en muchos hogares. Según los últimos datos disponibles del Consejo General del Poder Judicial, 28 familias pierden su casa cada día en Andalucía y 98 lo han hecho ya en Sevilla en el primer trimestre de 2013. Para la Intercomisión de Vivienda, "esto es solo la punta del iceberg, "ya que miles de familias sufren desahucios invisibles que no entran en las estadísticas". La Intercomisión de Vivienda exige a las administraciones públicas que se declare el Estado de Emergencia Habitacional en Andalucía para parar "esta sangría" y el sufrimiento de estas familias. Piden que se dejen de lado las disputas políticas y que no “gasten sus energías en campañas de marketing”.

+A Agrandar texto
+A Disminuir texto
Licencia

comentarios

0

Tienda El Salto